Ruta 1: El Tramabús comienza a rodar para desenmascarar ‘La Trama’

Pablo Iglesias, Irene Montero y Rubén Juste viajan junto a periodistas en la primera ruta del TramaBÚS, que durante los próximos días seguirá mostrando los rostros y lugares más característicos de la trama corrupta que ha saqueado nuestro país

El TramaBús tiene como objetivo principal mostrar los nombres y rostros de los protagonistas más destacados de ‘La Trama’, la red de relaciones políticas y económicas que han puesto el Estado y el país al servicio de los intereses de unos pocos privilegiados. Los numerosos casos de corrupción que indignan a la ciudadanía, así como las puertas giratorias que han permitido a buena parte de la clase política ocupar puestos en los consejos de administración de las principales empresas, son la expresión más clara y visible de ‘La Trama’.

El TramaBÚS es un autobús que, vinilado con los rostros más definitorios de la corrupción en nuestro país, recorrerá durante los próximos días los lugares más icónicos de la connivencia entre los intereses políticos y económicos que de facto dirigen el Estado. El TramaBÚS inició su recorrido con una primera ruta en la que Rubén Juste, autor de ‘IBEX 35: Una historia herética del Poder en España’, ha ejercido de guía. Irene Montero, portavoz de Unidos Podemos en el Congreso, ha subido al TramaBÚS junto a la sede de Endesa, mientras que Pablo Iglesias ha hecho lo propio junto a las emblemáticas Torres Kio.

En el exterior del TramaBÚS comparten protagonismo ex-presidentes como José María Aznar y Felipe González. Aznar, durante su etapa en el Gobierno, facilitó la privatización de empresas públicas y estuvo en el epicentro de la financiación ilegal que ahora conocemos del Partido Popular. Tras abandonar su cargo, fichó por empresas del IBEX-35. Felipe González, por su parte, ejemplificó el mismo tipo de políticas de privatización de lo público durante los años noventa, al tiempo que su partido se veía involucrado en todo tipo de escándalos de corrupción. A día de hoy sigue trabajando al servicio de las empresas más poderosas de nuestro país y defendió recientemente y sin complejos la ‘Gran Coalición’ PP-PSOE y el ‘abstencionazo’ que dio el Gobierno del país a un Mariano Rajoy sin mayoría absoluta en el Congreso.

Otros políticos que aparecen representados en el TramaBÚS son Jordi Pujol, Rodrigo Rato, Esperanza Aguirre o Bárcenas. Pujol representa la rama de La Trama que, en base al 3% que se cobraba a los adjudicatarios de obra pública, se hizo fuerte en Catalunya, financiando a la antigua Convergencia i Unió y enriqueciendo además incluso a la propia familia Pujol. Sobre Rodrigo Rato, a quien se tenía por el arquitecto del “milagro” económico español, se han publicado durante los últimos días informaciones que dan cuenta de cómo utilizó todos los recursos a su disposición, tanto como ministro de Economía como presidente del FMI, para enriquecerse sin el menor escrúpulo. Esperanza Aguirre, referente durante años del PP madrileño, tuvo la habilidad de rodearse de personajes que, tan oscuros como Granados o Ignacio González, saquearon las arcas públicas de la Comunidad de Madrid. Bárcenas, tesorero del Partido Popular y destinatario del SMS de apoyo enviado por el mismísimo Mariano Rajoy, es uno de los rostros más emblemáticos de la corrupción en nuestro país, capaz de financiar irregularmente a su partido al tiempo que se acumulaba ingentes cantidades de dinero en cuentas bancarias secretas en Suiza.

Otros de los rostros que aparecen retratados en el TramaBÚS son los de Villar Mir, Arturo Fernández y Díaz Ferrán, empresarios que, beneficiándose de unas inmejorables relaciones con el poder político, han construido una auténtica fortuna personal gracias a jugosos contratos y beneficios otorgados por unas instituciones que estaban en manos de otros integrantes de ‘La Trama’. También forman parte del vinilado del TramaBÚS los rostros de aquellos periodistas que más fielmente han defendido los intereses de los poderosos en nuestro país. Por un lado, el todopoderoso Juan Luis Cebrián, que, accionista de una petrolera gestionada desde paraísos fiscales, ha interferido en la vida política para defender los intereses de ‘La Trama’. Eduardo Inda, por su parte, es el encargado de las campañas sucias, destinadas a manchar, enfangar y difamar a quienes denuncian la red de corrupción que gobierna buena parte de nuestras instituciones.

El TramaBÚS recorrió algunos de los lugares más emblemáticos para comprender ‘La Trama’, como algunas de las sedes de las principales empresas de nuestro país, donde reside el poder económico y financiero. En este sentido, el autobús ha parado en las sedes de Endesa, Iberdrola y, posteriormente, en la de Gas Natural, las tres compañías eléctricas más importantes de nuestro país y las que más réditos han sacado de su connivencia con gobiernos tanto de PP y PSOE y que, curiosamente, han acogido en sus consejos de administración a políticos de ambas formaciones. El TramaBÚS también ha pasado ante las sedes de ACS y FCC, dos de las principales constructoras de nuestro país, que han amasado ingentes beneficios gracias a las relaciones que han mantenido con la clase política tradicional de nuestro país. Además, también ha realizado la pertinente parada en las Torres Kio, donde se encuentra la sede de Bankia que, gestionada por Blesa y Rato, es un caso paradigmático de la corrupción generalizada que fue el origen de la crisis que han padecido los ciudadanos y ciudadanas de nuestro país. La ruta realizada también incluía a su paso la sede de Blackrock, una compañía inversora que es una de las principales accionistas del sector bancario español y que declaró ante la Comisión Nacional del Mercado de Valores, por cuya sede también ha pasado el TramaBÚS, su participación en 16 empresas del IBEX-35. El Bus también ha pasado ante edificios tan simbólicos como el Congreso de los Diputados, el Banco de España y la Bolsa de Madrid, así como por la sede de Aguirre Newman, la empresa de la que forman parte miembros de la familia de Esperanza Aguirre y que se benefició de la privatización del parque público de viviendas de la Comunidad de Madrid que promovió la propia Aguirre.

El TramaBÚS seguirá recorriendo durante los próximos días los lugares más icónicos de la corrupción generalizada que ha asolado nuestro país.